Saltear al contenido principal

Cara Stepp

Para la Dra. Cara Stepp ir a una escuela pequeña tuvo una gran impacto en su carrera.

Siendo estudiante del Smith College, Cara Stepp sabía que quería dedicarse al campo de la ingeniería . Pero fue al trabajar junto con un profesor especializado en el oído cuando se sintió fascinada por la relación entre la ingeniería y la salud.

"Al estar en una universidad pequeña privada, tuve la oportunidad de trabajar directamente con un profesor en su laboratorio", explica Stepp hoy. "Normalmente ese trabajo lo realizan estudiantes de postgrado, pero gracias a la beca TYLENOL® Future Care pude asistir a una escuela pequeña donde pude practicar la investigación desde mi primer año".

Motivada por la idea de resolver problemas de salud con dispositivos como el implante coclear, Stepp llegó a obtener un doctorado en ingeniería biomédica a través de un programa conjunto entre el Massachusetts Institute of Technology y la Harvard Medical School. Hoy en día es profesor asistente en el Departamento de ciencias del habla, lenguaje y oído de la universidad de Boston, donde está trabajando para crear soluciones a través de la ingeniería para las personas con problemas del habla.

Stepp dice: "Como ingeniero, me interesa mucho el tipo de investigación que realiza cambios reales en la atención clínica en un período de, por ejemplo, cinco años, en lugar de trabajar en algo que podría ayudar a alguien dentro de treinta años. Eso también es muy importante, solo que para mí no es tan emocionante".

Uno de los proyectos actuales favoritos de Stepp es el desarrollo de un dispositivo que permitirá a los pacientes con lesiones de la médula espinal controlar un ratón de ordenador con los músculos faciales. Por ahora ella y su equipo están probando el dispositivo en personas sanas, pero está deseando poder empezar a probarlo con pacientes reales. "Tengo muchas ganas de ver cómo esto puede cambiar sus vidas", dice.

Mirando hacia atrás Stepp considera que su trabajo de laboratorio en el Smith College fue la inspiración para su carrera. Ella aconseja a los estudiantes, ya sean de pequeños colegios privados o de grandes universidades, que se ofrezcan como voluntarios para trabajar con profesores en sus laboratorios. "Nunca se les ocurre que podrían ser voluntarios", dice. "Así que les digo, manda un correo electrónico a un profesor que esté investigando algo que te interesa. para ver si te te permite trabajar con él".