Saltear al contenido principal

Ganadores de la beca TYLENOL® Future Care

  2017

  Ali B. - Georgetown University

Al principio me sentí atraído por el campo de la ingeniería biomédica porque me permitía canalizar mi creatividad en los adelantos en la atención de la salud. Si bien he analizado a conciencia forjar una carrera en ingeniería, también he tenido el privilegio de interactuar directamente con los pacientes y colaborar en su atención. Estas han sido algunas de las experiencias más felices y significativas de mi vida. Creo también que como médico científico, puedo contribuir de manera más efectiva en las iniciativas para disminuir las disparidades en la atención de la salud y desempeñarme a la vez como líder en mi campo al trabajar para implementar políticas e innovaciones que mejoren la vida de las personas.

  Joshua W B. - Case Western Reserve University

En mis ensayos anteriores, abordé cómo mi amor por el aprendizaje, mi entusiasmo por estar al servicio de otros, la gratificación que siento al tomar desafíos y solucionar problemas, y el interés que me despierta la investigación fueron los principales motivos que me llevaron a tomar la decisión de forjar una carrera en la industria de la atención de la salud, en especial como médico. La medicina ofrece muchas oportunidades para generar un impacto positivo enorme en la vida de un sinfín de personas, ya sea a través de la ciencia básica, la investigación clínica, el desarrollo de políticas o la excelencia clínica en la atención individual del paciente. Estoy tan entusiasmado de abrirme paso para enfrentar desafíos y mejorar la atención de la salud de los pacientes como futuro médico.

  Natali L C. – University of Miami

Debido a las grandes desigualdades en el área de la salud, muchas comunidades marginadas no tienen acceso a atención de la salud. Por lo tanto, mi mayor deseo es trabajar en equipo con otros profesionales de la salud para prestar servicios a quienes más lo necesitan. La fisioterapia me permite mejorar la calidad de vida de mis pacientes al enseñarles cómo usar sus propias habilidades para fortalecerse y ser autosuficientes. La naturaleza en constante evolución de la atención de la salud me permitirá brindarles a mis pacientes un nuevo tipo de atención de la salud basada en la evidencia. Eventualmente espero poder llevar mis habilidades a clínicas pro bono dentro y fuera de los EE. UU., y así satisfacer mi deseo de estar al servicio de la humanidad.

  Alexander J D. - State University of New York Health Science Center en Stony Brook

Como estudiante y atleta que se ha sometido a diferentes cirugías ortopédicas, seguí los pasos de mi propio cirujano ortopédico y, ahora que he estudiado formalmente el cuerpo humano en la facultad de medicina, me doy cuenta que la ortopedia es la mejor profesión para mí. Mi amor por cada aspecto de los deportes, mi pasión por el entrenamiento atlético y por la mecánica del cuerpo humano, y el proceso de sanación son algunos de los motivos que me atrajeron a este campo. Mi deseo de ayudar a los pacientes a recuperar el funcionamiento óptimo y la calidad de vida es lo que me impulsa a seguir estudiando ortopedia.

  Jae Young H. - University of Michigan-Ann Arbor

La odontología se convirtió de manera inesperada e inmediata en una opción profesional de mucho peso cuando incursioné en un consultorio dental tras la recomendación de una persona. En los primeros treinta minutos de esta experiencia, la capacidad del dentista para diseñar soluciones creativas y personalizadas según el paciente para aliviarle el dolor me cautivó profundamente. El arte de la medicina dental también fue atractivo. Cada detalle del tratamiento dental implicaba una artesanía refinada, funcional y estética. La extraña combinación de arte y sanación científica a través de la cual los dentistas mejoran la salud bucal y general es lo que hace que esta profesión me resulte tan interesante hoy como lo fue aquel día como aprendiz en el consultorio.

  Laura O H. - University of Virginia - Campus principal

Los partos son la proeza más fascinante de la que he tenido el privilegio de formar parte, tanto como comadrona voluntaria y como estudiante de medicina. En el marco de la prestación de atención de la salud, tengo la exclusividad de estar en la primera línea y, desde allí, he decidido luchar por leyes y políticas que mejoren el acceso a atención obstétrica de las mujeres con embarazos de alto riesgo, independientemente de su ubicación geográfica o posición socioeconómica. He tenido un firme compromiso con la obstetricia durante los últimos años y estoy muy entusiasmada por convertirme pronto en médica en una especialidad que ayuda a lograr embarazos, madres y bebés saludables.

  Adam H. - Boston University

Confucio dijo una vez: "Elige un trabajo que te guste y no tendrás que trabajar ni un día de tu vida". De niño, experimenté en la intimidad la fragilidad de la vida humana con la pérdida de un ser querido. Mi lucha para transitar este periodo de adversidad me impulsó a seguir una carrera en medicina para entender mejor la salud y la enfermedad, y brindar atención compasiva y apoyo a quienes lo necesitan. Como estudiante de medicina, tengo la fortuna de descubrir que la cita de Confucio resuena con mi búsqueda en el área de la salud porque me siento tan inspirado, desde el primer día, en cambiar nuestro mundo para bien a través de la medicina.

  David M K. - Oakland University

Los principios básicos que impulsan el arte y la práctica de la medicina son compasión, educación y pensamiento crítico. Como voluntario modesto y estudiante de medicina, a menudo descubro que hay momentos en que la compasión no es solo todo lo que puedo ofrecer sino lo que más necesita un paciente. Como estudiante, descubrí mi pasión por el conocimiento. Por último, desvelé mi naturaleza curiosa y habilidad para pensar con juicio crítico a través de la programación.

Finalmente, busqué una profesión que requiriera del aprendizaje continuo, una en la que pueda prestar atención de la salud significativa y que salve vidas. Decidí convertirme en líder. Decidí ser médico.

  Courtney D K. - Mercer University

El impacto y la tensión que las emergencias médicas generan en las familias es un concepto que adquirí a corta edad. En 1999, una madre de 34 años con dos hijos sufrió un derrame cerebral desencadenado por una arteria vertebral diseccionada. Sobrevivió, pero hasta el día de hoy le cuesta desempeñarse con las tareas sencillas de todos los días, tiene dolores de cabeza y pérdida auditiva. Esta mujer es mi madre, y su lucha que comenzó hace 17 años fue mi primera experiencia identificable en el campo de la atención de la salud. A medida que pasaban los años, aprendía tanto sobre el calvario trágico de mi madre así que decidí que mi carrera en el futuro tendría algo que ver con los servicios médicos.

  Vy P L. - Oregon Health & Science University

Sostengo firmemente que la atención de la salud es un derecho humano. Cualquier persona, más allá de su origen, debería poder recibir atención de la salud compasiva y de calidad cuando está enferma. Si bien mi experiencia como graduado universitario de primera generación de una familia de inmigrantes de bajos ingresos fue desafiante, me dio herramientas y conocimientos valiosos sobre la difícil situación de otras comunidades desfavorecidas, en especial inmigrantes, personas de color y quienes tienen un nivel socioeconómico bajo. Estas comunidades tienden a tener acceso limitado a recursos, principalmente a aquellos que están relacionados con la atención de la salud. Me veo luchando para cerrar la brecha como estudiante de medicina y futura profesional de la salud.

  Yvonne N L. - Oakland University William Beaumont

De niña viví con mi abuela quien tenía complicaciones por la diabetes, y yo desconocía bastante cuánto la había afectado la enfermedad. Solo cuando crecí me di cuenta cuánto había afectado su calidad de vida, pues había estado en estado vegetativo durante una década. Cuando me involucré un poco más en el campo de la medicina, sentí que las experiencias que tuve durante la niñez me indujeron a convertirme en defensora de la salud porque creo que aquí encuentro significatividad y gratificación, y quiero ayudar a otros a mejorar su calidad de vida también.

  Caroline L M. - University of Wisconsin-Madison

El trabajo comunitario me inspira para mejorar la equidad en el área de la salud. A medida que adquiría conocimientos sobre la atención de la salud basada en la comunidad y eso se reflejaba en mis propias experiencias, me di cuenta que mi propia atención de la salud ha estado influenciada significativamente por los privilegios que tuve gracias a la geografía del lugar donde vivía, mi nivel socioeconómico y la comunidad de apoyo. Creo que todas las personas tienen derecho a una atención de la salud de calidad y considero que todos los trabajadores del sector de la salud, al involucrarse con la comunidad, pueden desempeñar un papel en la lucha por conseguir igualdad en los cuidados médicos. Al optar por una carrera en la medicina, he puesto a trabajar la creencia que tengo respecto a la igualdad en la atención de la salud.

  Adam M. - Boston College

Para mí, uno de los aspectos más positivos del campo de la atención de la salud como profesión es que representaría una experiencia de aprendizaje para toda la vida, que también beneficiaría a otros. La atención de la salud evoluciona constantemente a medida que los investigadores descubren nuevos mecanismos de las enfermedades, lo que a su vez conduce a nuevos medicamentos y tratamientos. Esta oportunidad de trabajar en un campo dinámico me atrae de sobremanera. Pero igual de importante es el costado humanitario del trabajo. La compasión y la gratitud que un proveedor de atención de la salud a menudo recibe de parte de un paciente es un sentimiento —y me anticipo— inigualable si lo comparamos con muchas otras profesiones.

  Kathleen H M. - New York University School of Medicine

Afectada por las historias de muchos de los pacientes que conocí mientras trabajaba como voluntaria, logré valorar las bondades forjadas a través de la atención a pacientes. Cuando abrazo a los pequeños pacientes oncológicos para despedirlos después de cada consulta, me siento motivada para ofrecer el mejor tratamiento posible y la mejor atención al paciente a través una carrera en el campo de la medicina. Desde trabajar como voluntaria en hospitales y comunidades desatendidas hasta liderar organizaciones médicas e iniciativas de servicio a la comunidad, disfruto de relacionarme con los pacientes y de prestar servicio a nuestras comunidades. Como futura médica, espero tener la oportunidad de tratar a los pacientes, aliviar su sufrimiento y promover su salud y bienestar.

  Daniela S M. - Icahn School of Medicine en Mount Sinai

Elegí seguir una carrera dentro de la industria de la atención de la salud porque creo que es un campo muy importante y gratificante. Como médica, podré mejorar directamente la vida de las personas y regresaré a casa cada día sabiendo que generé un impacto positivo en alguien. También elegí este campo porque es flexible y me abre la puerta a muchas oportunidades diferentes. Al trabajar como médica en la industria de la atención de la salud, podré seguir mis grandes pasiones: tratar a los pacientes, hacer investigaciones y eventualmente enseñar en una facultad de medicina.

  Sang M N. - University of California-Riverside

En los últimos seis años, tuve la oportunidad de explorar tanto la medicina básica como la traslacional, desde desarrollar una nueva inmunoterapia hasta participar en un ensayo clínico. Con una sólida base investigativa, conozco los beneficios de utilizar las células madre y la inmunoterapia para tratar diferentes tipos de cáncer y otras enfermedades genéticas. Además de llevar adelante investigaciones, participé en un par de programas académicos que me permitieron conocer las operaciones de las compañías biofarmacéuticas y el diseño de los medicamentos. Por lo tanto, aplicaré los descubrimientos de mis investigaciones en aplicaciones médicas con el fin de lograr un impacto beneficioso en los pacientes.

  Jason D N. - Michigan State University

Mi decisión de estudiar medicina radica en las experiencias personales con las adversidades que encontré en la atención de la salud. La facultad de medicina me permitió combinar mi amor por la ciencia con mi deseo de ayudar a los pacientes desatendidos.

Mientras estaba en la facultad, aprendí a desafiarme a mí mismo a nivel social, académico y emocional. Fui líder en mis cargos como defensor promotor de la salud y como presidente de la Middle Eastern Student Union. Puse en equilibrio tres empleos y mi investigación, fui voluntario dentro de mi comunidad y seguí colaborando financieramente con mi familia además de cumplir con mis responsabilidades académicas.

  Dustin Z N. - Indiana University School of Medicine

Soy oriundo de un pueblo pequeño pero tengo grandes aspiraciones. Adoro la diversidad y admiro la belleza y la singularidad de cada persona. El objetivo en mi vida es la aceptación universal y la equidad en todas las esferas sociales, en especial de los más necesitados. La industria de la atención de la salud me interesa porque es una comunidad de miembros que piensan de forma similar, cuyo objetivo es forjar una sociedad más abierta de pensamientos y tolerante. Creo que algún día vamos a poder reunirnos como líderes a través del agradecimiento, las relaciones y el apoyo incondicional, y hacer enormes contribuciones al éxito de la diversidad y la equidad en la atención de la salud por el bien de todos.

  Chibueze A N. - University of Pittsburgh-Pittsburgh Campus

Soy un ciudadano global que se responsabiliza por el mundo y prestar servicios de salud, tanto a nivel individual como comunitario, es mi pasión. Desde África hasta Oriente Medio y América del Norte, he vivido, he llevado adelante investigaciones, he completado pasantías y he estado involucrado en misiones en diferentes tipos de comunidades, desde pueblos remotos hasta algunas de las ciudades más grandes del mundo. Y he podido ver que para poder cubrir las necesidades de salud de las comunidades es fundamental contar con un sistema económico con sectores integrados.

  Lucy O. - University of California-Davis

Mis días durante la primera infancia en África Occidental así como mi estadía en los vecindarios más pobres de Oakland, CA, es una motivación constante y una garantía personal de usar la medicina como vía para la justicia social. En mi comunidad, fui testigo de desesperación, pobreza y formas en que las circunstancias debilitan el espíritu de las personas, opacan su optimismo y agotan su motivación. Pasé los últimos 10 años trabajando como voluntaria en diferentes áreas en hospitales de la red de seguridad y en clínicas comunitarias que prestan servicios a quienes no reciben suficiente atención de la salud. Profesionalmente me dedicaré a ayudar a quienes viven en las periferias de la sociedad.

  Nikki M O. - Morehouse School of Medicine

Desde niña y hasta ahora, siempre he vivido sin egoísmo, ofreciendo y compartiendo conocimientos. Estudié y me preparé para seguir una carrera como educadora. Sin embargo, después de trabajar con estudiantes con dificultades de aprendizaje, me intrigó el tema y quise conocer más sobre sus condiciones. Solo a través de la medicina podría ir más allá de mero reconocimiento de sus discapacidades para luego tratar realmente sus problemas médicos. Reconocí que como médica podría no solo cuidar a los pacientes y sus familias sino también educarlos. Mi deseo es poder brindar una atención de la salud compasiva centrada en el paciente y promover la salud y el bienestar de mi comunidad.

  Elaine S O. – Washington University en St Louis

De verdad valoro los desafíos y las recompensas de la medicina. Mi mayor aspiración es pasarme la vida ayudando a mejorar la salud de las poblaciones desatendidas a nivel local y mundial. El recuerdo que tengo de cuando mi hermano contrajo malaria a muy corta edad alimentó mi pasión. Hasta ahora, como estudiante de medicina, he tenido experiencias de toda índole que han desembocado en una mayor valoración de la ciencia y el arte de la medicina. Como médica, trabajaré pensando en contribuir de forma innovadora con cerrar la brecha en la prestación de servicio de atención de la salud para poder generar impactos significativos a nivel individual como comunitario.

  Shane B P. - University of California-Los Angeles

Desde la infancia, siempre soñé con prestar servicios a mi comunidad y trabajar para ayudar a los demás a llevar estilos de vida saludables. La falta de acceso a la atención de la salud es un problema a escala mundial que aún existe en la actualidad a pesar de los avances en tecnología y técnica en el campo de la medicina. La falta de conocimientos sobre la correcta higiene dental a menudo va en detrimento de la salud en general debido a una mala alimentación. Poder educar a los jóvenes y darles a mis pacientes las herramientas que necesitan para generar positivismo han moldeado mi decisión de seguir odontología. Además podré alimentar mi amor por la ciencia y el aprendizaje, y ver a las personas sonreír por muchos años más.

  Sohil P. - Columbia University en la ciudad de Nueva York

Estaba trabajando como voluntario en el Washington Hospital cuando un paciente me preguntó si podía darle una manta calentita y algo de agua. Le respondí al paciente: "Seguro, señor. Déjeme que le pregunte primero a su enfermera si puede beber agua y le traeré la manta y el agua". Después de confirmar con la enfermera, regresé donde el paciente y le llevé lo que solicitó. El paciente se sintió aliviado de inmediato y se durmió cómodamente. Ver a los pacientes sonreír con sus deseos cumplidos es lo que me impulsa a seguir trabajando como voluntario en el hospital todos los días y a estudiar para obtener mi título de medicina.

  Shalin B P. - University of California-Los Angeles

Crecí en el condado de Riverside y allí pude conocer sobre la falta de acceso a una atención de la salud adecuada y su impacto sobre las personas que me rodeaban. Hasta el día de hoy, las familias de bajos ingresos, incluida la mía, tienen que viajar largas distancias para obtener la atención que necesitan. Los padres, que a veces tienen que faltar al trabajo, luchan por mantener el bienestar de sus familias sin tener que sacrificar sus ingresos. Mi interés por la atención de la salud surge de observar esta lucha constante, con la esperanza de poder ser el puente entre estas familias desatendidas y la atención de la salud adecuada que se merecen.

  Amir Rombod R. - University of Arizona

Mis experiencias como atleta interuniversitario, fundador de organizaciones sin fines de lucro, trabajador de salud a nivel mundial e investigador con una maestría en Salud pública y una especialización en humanidades me inspiraron a seguir una carrera en medicina. Descubrí que, si bien tengo las habilidades necesarias para ayudar a estudiar y a solucionar los problemas de salud que enfrentan las poblaciones, no cuento con conocimiento clínico para sanar a las personas que las componen. Mientras sigo mi recorrido por el campo de la medicina, espero prestar servicios de salud empáticos y compasivos en la clínica, y lograr un cambio a futuro a través de investigaciones e intervenciones de salud pública que ayudarán a mejorar la vida de todos.

  Ruchi J S. - Stony Brook University

Mi pasión por la medicina surge de mis valores básicos en relación con la ciencia y el servicio, que comenzó con mi trabajo voluntario en el hospital y los experimentos con mis pacientes. Así me involucré en la investigación del cáncer de cuello de útero, formé una compañía que fabricaba un repelente de mosquitos completamente natural que yo inventé y escribí artículos fáciles de entender sobre los avances médicos. El privilegio de poder cuidar a otros, el desafío de las condiciones complejas y la motivación para aliviar el sufrimiento es todo lo que me motiva. Como futuro oncólogo, seguiré combinando mis valores de la ciencia y el servicio para avanzar en las investigaciones relacionadas con la atención de los pacientes a la vez que trato a los pacientes con compasión y empatía.

  Michelle S. - University of Miami

Al igual que muchos estudiantes, ingresé a la facultad de medicina con la esperanza de "ayudar a las personas" sin conocer exactamente lo que eso significaba. Cuando estaba en tercer año de medicina, tuve a una paciente con demencia y obstrucción intestinal que estaba perturbada todo el tiempo. Cuando llegué parecía estar incómoda, pero al final reía y me contaba sobre el marcado acento polaco de su madre. El último día en que me ocupé de su atención, esta paciente le pidió a su esposo que escribiera mi nombre porque quería que yo fuera su médica. Son las experiencias como estas las que me recuerdan día a día por qué considero que la medicina es la mejor carrera.

  Deepti S. - The Harvard School of Dental Medicine

Mi tía murió de cáncer cuando yo estaba en la escuela secundaria. Con pocos años de edad, me di cuenta cuán importante era contar con un buen proveedor de atención de la salud, tanto para el bienestar físico como emocional del paciente, y el bienestar de su familia. Como dentista, mi principal objetivo es brindarles a mis pacientes una atención de la más alta calidad, educar y darles las herramientas a las familias para que obtengan mejores resultados en la salud bucal y tratar a cada paciente con amabilidad y cordialidad. Como dijo Francis Weld Peabody: "el secreto del cuidado del paciente está en cuidar al paciente".

  Mallika R S. - University of Miami

Durante toda mi infancia, mi historia clínica era más alta que una pila de diccionarios. Regularmente sentía dolor por cualquier cosa, desde huesos fracturados hasta misteriosas afecciones inflamatorias. Sin embargo, trabajaba como voluntaria en un refugio para personas sin hogar. Ahí descubrí que muchas personas viven con malestares constantes relacionados con afecciones que se pueden tratar, por eso agradezco tener la posibilidad de acceder a servicios de salud. A medida que conocía más sobre las poblaciones desfavorecidas, percibí una gran brecha entre sus necesidades de atención de la salud y el poco tratamiento que recibían. A través de mi exposición a poblaciones desfavorecidas, me volví apasionada por defender las acciones concretas para mejorar el acceso a la atención de la salud.

  Melissa F S. - Medical College of Wisconsin

Mi inspiración para trabajar en la industria de la atención de la salud como médica es propulsada por la necesidad de integrar mi pasión por la ciencia y la innovación con la gratificación genuina de ayudar a otros a llevar vidas más saludables. Solo en los EE. UU., millones de personas manifiestan tener dolor crónico y muchas de ellas no pueden trabajar a causa de esta afección debilitante. Esta población, si no trabaja, está en desventaja económica y al mismo tiempo tiene una calidad de vida reducida. Espero poder ser la voz de estas personas y formar parte de un futuro que ofrezca a los pacientes mejores tratamientos para el dolor.

  Evan S. - Baylor College of Medicine

Nací con el sentimiento innato de la compasión, el cual me llevó naturalmente al campo de la medicina. Odiaba cómo me sentía cuando otras personas sentían dolor. Incluso en medio de un agitado partido de hockey contra mis hermanos de la competencia, si alguien se lesionaba, yo dejaba mi palo y lo ayudaba hasta que se sintiera mejor. Esta compasión me acercó al campo de la medicina y, por suerte, mi educación en el campo médico me brindó herramientas más sofisticadas para ayudar a las personas a encontrar el alivio a sus malestares. Es posible que mi naturaleza no me haya dotado bien para trabajar en otro campo, pero afortunadamente me ayuda a progresar en la medicina.

  Nicholas R S. - Georgetown University

Mis experiencia de vida, que van desde acompañar a mi familia durante un problema médico que tuvo mi abuelo hasta trabajar en clínicas de atención de la salud tanto en el país como afuera, me han convencido de que el área de la salud es mi vocación. La capacidad de entablar relaciones significativas mientras ayudo a otros a mejorar su salud es una gran bendición, pero también reconozco la increíble responsabilidad que conlleva. A tal fin, espero aprovechar mi carrera en la atención de la salud para ampliar el acceso a una atención segura y de alta calidad para todos, en especial para las poblaciones más vulnerables de nuestra sociedad.

  Hailey T. - University of California-San Francisco

Cuando comencé a buscar una carrera alternativa, pensé en mi madre. He admirado su trabajo como enfermera profesional las 25 horas en una clínica rural. Presta servicios integrales de atención de la salud a los miembros de su comunidad, más allá de sus niveles financieros o culturales. Con su profesión como base de mi inspiración, comencé a investigar los campos técnicos y personales que abarca la atención de la salud. La odontología combina mi amor por la ingeniería con mi deseo de realizar un trabajo significativo. Saber que podré pasar cada día de mi vida, durante los próximos 30 años o más, mejorando la vida de mis pacientes significa mucho más para mí que cualquier otro beneficio de la profesión.

  Bettina T. - Florida State University College of Medicine

Después de que mis padres se divorciaron cuando tenía tres años, crecí con mis abuelos chinos en la zona rural de Shenyang, China. Aún recuerdo ver a mi abuela tapando el desagüe de la ducha para que pudiéramos reciclar continuamente el agua durante épocas de sequía. Como mi abuelo no tuvo acceso a servicios de salud mientras crecía durante la revolución cultural, murió cuando solo tenía 65 años. Mis experiencias de vivir en China fortalecieron mi deseo de ayudar a las familias desatendidas, como la mía, que no tienen la fortuna de poder acudir a médicos.

  Rebecca M T. - University of California-San Francisco

La odontología es más que perforar y extraer caries; los odontólogos son mentores, maestros, defensores, líderes, artistas e impulsores de cambios en el mundo. Quiero aprovechar mis conocimientos y mi habilidad para retribuirles a las personas y las comunidades que adoro. Quiero prevenir el dolor, ayudar a las personas que lo necesitan e inspirar a otros como me han inspirado a mí. Por último, la industria de la atención de la salud se trata de prestar servicios a los demás. Ya sea a través de una interacción amistosa durante una cita de rutina, un viaje por el mundo para ayudar a esas personas menos afortunadas o enseñarle a un futuro odontólogo, deseo generar un impacto positivo en mi comunidad, sonrisa a sonrisa.

  Samantha J W. - The University of Texas Health Science Center

La sonrisa es el signo universal de felicidad y humanidad. La capacidad de aliviar el dolor, mitigar los miedos y recuperar la estética para que comer e interactuar socialmente sean más fáciles es un talento increíble. No solo tengo el compromiso de dar diagnósticos completos y tratamientos de calidad sino también de enfocarme en la educación y la prevención de enfermedades bucales en la sociedad. Las enfermedades bucales afectan la salud sistémica, por eso quiero cuidar al paciente íntegramente. Como dentista, me encanta el hecho de que puedo combinar mi pasión por las personas, la ciencia y el poder trabajar con mis manos para servir a otros y generar más motivos para sonreír todos los días.

  Hannah W. - East Tennessee State University

Sus ojos se quedaron extrañamente secos mientras describía la pérdida de su embarazo en el hospital de la ciudad, donde el personal intentó usar pollo congelado para detener el sangrado. Se encalleció hasta el día de su muerte. Atravesó múltiples guerras, así que lo vio todo. Pero ahora era su único hijo, y la actitud encallecida dio paso a una insensibilidad brutal. Elegí seguir una carrera que me permita servir a las comunidades olvidadas del mundo a través de la rama la medicina para mujeres como mi amiga. En todo el mundo y en nuestras propias ciudades hay sectores de la población que necesitan atención de la salud con urgencia.

  Stephanie W. - Medical College of Wisconsin

Como crecí en el barrio chino de San francisco, me enfrenté a muchos obstáculos que me abrieron los ojos a los problemas que padecen los sectores marginados. Desde abuso y racismo hasta acoso sexual y robos violentos, los obstáculos afectaron negativamente mi salud mental y física. Mis experiencias despertaron mi pasión por reducir las desigualdades en el sector de la salud y mejorar la calidad de la atención de la salud para las minorías. Mientras estudiaba, tomé cursos sobre estudios de ética y sexo mientras trabajaba como voluntaria en las comunidades desatendidas. Mis experiencias trabajando con un pediatra en un proyecto de prevención de la obesidad infantil confirmaron mi deseo de fusionar la salud pública y la medicina como médica de atención primaria.

  Mark Z. – Harvard University

Si bien mi abuelo sobrevivió a un doble trasplante de pulmón, terminó muriendo de cáncer de páncreas hace algunos años. No olvidaré el momento cuando el cirujano le dijo a mi abuelo que no podían extirpar su tumor. Habló con un tono tranquilizador y con un aire compasivo. No actuó como el enemigo de la muerte, sino como embajador de ella. Ser proveedor de atención de la salud me otorga la capacidad de sanar, pero fundamentalmente me da la oportunidad de consolar a los pacientes y sus familias en sus momentos de mayor vulnerabilidad.